Grasshopper, el sueño del Napoli

Real Madrid 78-79Esta semana se disputarán los primeros partidos de vuelta de los octavos de final de la Liga de Campeones. Napoli y Real Madrid serán los encargados de ‘abrir el baile’ este martes en un encuentro en el que los españoles parten como grandes favoritos para cosechar el pase después de haber ganado 3-1 en el Santiago Bernabéu.

Sin embargo, hay un precedente al que se agarra el conjunto italiano para ilusionarse con la remontada. Se trata de la eliminación que sufrió el Madrid a manos del Grasshopper en la antigua Copa de Europa en la temporada 78/79, la única vez a la que a los blancos le han dado la vuelta a un 3-1 cosechado en casa en la máxima competición continental.

Como ahora, el resultado cosechado en el Bernabéu y que su rival no fuera uno de los equipos más potentes del Viejo Continente provocó que los madridistas tuvieran la vitola de súper favoritos para obtener el pase a los cuartos de final. Sin embargo, se confiaron y el Grasshopper convirtió en una pesadilla lo que en un principio no era más que un mero trámite.

Claudio Sulser adelantó a los locales a los ocho minutos de juego y espoleó al público. El Real Madrid, lejos de verle las orejas al lobo, siguió muy confiado en que tenía hecho el pase y eso se tradujo en multitud de ocasiones para el Grasshopper. De hecho, únicamente las buenas paradas de Miguel Ángel evitaron la goleada suiza.

Cuando parecía que el Madrid iba a salir indemne de tanto golpe, Sulser, de nuevo, dio la puntilla a los blancos anotando el definitivo 2-0 a los 88 minutos de juego y dejando a los españoles sin tiempo de reacción.

“El Grasshoppers se ha merecido el triunfo y pasar a los cuartos de final. Ha superado a un Madrid desdibujado y falto de ideas y juego. El campeón español no tuvo remate; fue indeciso y falló en las entregas. Sus rivales se anticipaban; el Madrid fue lento. No se deshizo nunca de un marcaje correoso. El Madrid se despidió de la Copa de Europa con un bagaje demasiado corto”, cerraba la crónica del partido del diario ‘El País’ al día siguiente.

El Real Madrid no se fue de vacío de Suiza, ya que el Grasshopper les regaló a cada uno de los jugadores merengues un radiocassette valorado en unos 180 euros. El Napoli se aferra a este precedente: a que lo único que se traigan los madridistas sea un souvenir y no el pase a curatos de final.

El Sevilla, equipo maldito para Claudio Ranieri

febrero 20, 2017 Deja un comentario

RanieriEsta semana se completan los duelos de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones. Uno de los partidos que más incógnitas levanta es el Sevilla – Leicester, ya que los ingleses arrastran una nefasta racha en Inglaterra y está por ver si esta último se traslada a Europa o, por si el contrario, la Champions le sirve de desconexión. Eso sí, Claudio Ranieri nunca ha ganado al conjunto al hispalense y las temporadas en las que se enfrentó a ellos acabó siendo despedido.

El técnico italiano estuvo entrenado en España en dos etapas: de 1997 a 2000 (Valencia y Atlético) y de 2004 a 2005 (de nuevo Valencia). Pese a todos los años que estuvo en La Liga, únicamente se enfrentó al Sevilla en dos ocasiones. Esto fue debido a que los andaluces estuvieron en Segunda de 1997 a 1999 y, cuando ascendieron a Primera, siempre que se enfrentaron al transalpino este último fue despedido de su puesto de trabajo en la segunda vuelta.

Así sucedió en la temporada 99/00 y en la 04/05. En la primera de ellas, el actual técnico del Leicester dirigía al Atlético de Madrid. El italiano visitó con los rojiblancos el Sánchez Pizjuán en la jornada 18 y, pese a que los sevillanos no pasaban por su mejor época, se marchó de vacío de la capital andaluza. El Atleti cayó derrotado por 2-1.

Aquella temporada fue una de las más convulsas en toda la historia del conjunto colchonero, marcada por temas extradeportivos que provocaron que los rojiblancos bajaran a Segunda y que Ranieri dejara su puesto en el banquillo al inicio de la segunda vuelta. Es por ello que únicamente pudiera enfrentarse una vez a los sevillistas.

Le sucedió algo muy parecido al técnico italiano en la temporada 03/04. Entonces el transalpino había iniciado su segunda etapa en el Valencia y se vio las caras con el Sevilla en Mestalla en la séptima jornada. Los valencianistas se adelantaron en el marcador gracias a un tanto de Aitor Ocio en propia puerta. Sin embargo, los sevillanos le dieron la vuelta al partido con los goles Baptista y Aranda (1-2). Tal y como le pasó en el Atleti, no pudo estar en el partido de la segunda vuelta, ya que cuando se celebró ya había sido despedido.

Estos precedentes no son los mejores para que el técnico del Leicester afronte el partido del Sánchez Pizjuán de Champions, pero también puede agarrarse a otros datos más positivos. En 1999 obtuvo el que ha sido su único título en España, la Copa del Rey, en Sevilla. El Valencia se impuso por 3-0 al Atlético en el estadio de La Cartuja. Además, tiene otro dato al que agarrarse y no ver todo negro: el Sevilla nunca ha ganado el partido de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones, ronda que nunca superó.

Categorías:Fútbol, Uncategorized Etiquetas: ,

Los insultos y amenazas del último Real Madrid – Napoli

febrero 13, 2017 Deja un comentario

napoles_maradonaEsta semana regresa, al fin, la Liga de Campeones con los duelos de ida de octavos de final. Entre ellos destaca el que disputarán el próximo miércoles en el Santiago Bernabéu Real Madrid y Napoli. Un duelo que estuvo repleto de tensión, insultos y amenazas la última vez que se vieron las caras ambos equipos en la máxima competición continental.

Fue en la temporada 87/88. Por aquel entonces, la Copa de Europa, aún no había sido bautizada como Liga de Campeones, únicamente la disputaban los campeones de liga y el formato de competición era de eliminatoria directa con un sorteo sin condicionantes. Vamos, igualito que ahora.

Esto provocó que en la diosa fortuna deparara en la primera eliminatoria un Real Madrid – Napoli o lo que era lo mismo: el campeón de España contra el de Italia y el que perdiera decía adiós a Europa en septiembre. La ida se disputó en el Santiago Bernabéu el 16 de septiembre de 1987 en un partido que aún se recuerda entre los blancos debido a que se tuvo que disputar sin público, a puerta cerrada, debido a que la UEFA había sancionado al Madrid por los incidentes sucedidos en la temporada anterior contra el Bayern de Múnich con el ‘loco del Bernabéu’ como protagonista.

En la previa del partido, Diego Armando Maradona se mostró muy molesto cuando la prensa le preguntó si el Napoli tenía miedo a jugar en Chamartín, que iba a cumplir su partido número 100 en competición continental:  “Ni Maradona ni el Nápoles tienen miedo a nadie. Parece ser que alguien le está faltando el respeto al Nápoles, y nosotros no somos ni el Sporting ni el Zaragoza. El Nápoles es el actual campeón de la Liga y la Copa de Italia”.

El partido, tal y como relataron los periodistas que cubrieron el partido, resultó muy tenso y duro. De ahí que, debido a que no había ruido ambiental, se pudiera escuchar los comentarios que se hicieron los jugadores unos a otros en el terreno de juego. “A ése habría que partirle la cabeza” o “en Nápoles nos veremos”  fueron algunas de las perlas más suaves que se dijeron los futbolistas. Es más, las crónicas posteriores al partido desvelan que los futbolistas llegaron a cruzarse salivazos en pleno túnel de vestuarios.

De hecho, Salvatore Bagni, se quejó después del encuentro que Leo Beenhakker, técnico de los blancos, le insultó a él y al resto de jugadores del conjunto italiano: “Beenhakker me ha llamado mafioso, a mí y a todos mis compañeros”.

Todo esto provocó que para el partido de vuelta hasta Maradona tuviera que pedir calma a sus propios aficionados debido al ambiente de tensión que se había originado y que provocó que el Real Madrid tuviera en Italia casi la misma seguridad que un jefe de estado. Pero esa es otra historia que, quizás, sea mejor recordar más adelante y ahora nos toque disfrutar del partido de este miércoles.

Las finales ganadas por Cúper

febrero 6, 2017 Deja un comentario

cuper_hectorHéctor Cúper a lo largo de toda su carrera ha tenido un estigma: entrenador maldito para la finales, ya que en más de una ocasión sus equipos se han quedado a las puertas de la gloria. Un ejemplo reciente de ello es la final de la Copa de África perdida por Egipto contra Camerún. Sin embargo, toda regla tiene su excepción y en el caso del técnico argentino no iba a ser diferente.

Y es que, pese a esa fama de eterno subcampeón, Cúper sí que sabe que es lo que es lo que siente un equipo cuando el árbitro hace sonar el pitido final y es es el campeón del torneo. Esa sensación, por mucho que haya demasiada gente que no lo quiera creer, la ha vivido en hasta tres ocasiones. Se da la curiosa circunstancia de que las tres finales en las que el conjunto al que dirigía el técnico albiceleste se hizo con el título se disputaron a doble partido.

La primera de ellas fue en 1996, con el Lanús de su Argentina natal. Cúper llevó a los granates a la final de la Copa Conmebol, un torneo que ya no existe en Sudamérica pero que podría asemejarse a lo que era la antigua Copa de la UEFA. Tras eliminar a Bolívar, Guaraní y Rosario Central, por este orden, alcanzó la final, en la que se medió al Independiente de Santa Fé de Colombia.

En el partido de ida, Lanús ganó en casa por 2-0 y dejó la final bastante bien encarrilada. Sin embargo, en la vuelta Independiente de Santa Fé hizo el 1-0 en los primeros compases de partido e hizo temer a los hombres de Cúper con una posible remontada. Sin embargo, los granates supieron aguantar bien las embestidas de su rival y mantuvieron el 1-0, que a la postre acabó dándoles el título.

De Lanús Cúper pasó al Mallorca. La gran mayoría de aficionados recuerda el paso del técnico argentino por el club bermellón por las derrotas tanto en la final de la Copa del Rey de 1998 como en la de la Recopa de 1999. Sin embargo, muy pocos se acuerdan de que fue bajo la batuta de Héctor cuando el conjunto isleño sumó el primer título oficial de su historia: la Supercopa de España de 1998.

Cúper supercopaEl Mallorca disputó este torneo debido a que Barcelona el anterior año había hecho doblete ganado Liga y Copa de la mano de Louis Van Gaal. La final se disputó a doble partido y la ida se disputó en el mítico Lluís Sitjar. El conjunto de Cúper se hizo con el triunfo por 2-1 en un partido que siempre quedará también para la historia como el del día en el que Xavi Hernández debutó y marcó con el Barça en partido oficial.

Pese a la victoria, la prensa de la época consideraba que en el Camp Nou el Barcelona le daría la vuelta a la eliminatoria. Nada más lejos de la realidad. El Mallorca se tomó una pequeña revancha por la final perdida en los penaltis con el Barça en la Copa meses atrás imponiéndose en el feudo blaugrana por 0-1 y levantando así el primer título oficial de toda su historia.

Los buenos resultados obtenidos por Cúper en el Mallorca, logró que un recién ascendido jugará competición europea con asiduidad y que peleara por títulos, le hicieron fichar por el Valencia, conjunto en el que, pese a que siempre tendrá el estigma de las dos finales de Champions perdidas, también logró levantar un título.

Al igual que sucediera con el Mallorca, el trofeo que el argentino ganó con los ché fue la Supercopa de España contra el Barcelona. Fue en 1999 y, como el Valencia había ganado la Copa del Rey un año anterior, la ida se jugó en Mestalla. Los valencianistas ganaron el partido por 1-0 con un gol a los 86 minutos de Claudio López, auténtica bestia negra de los azulgranas en aquella época.

El partido de vuelta fue trepidante. Pese a que el Barça lo intentó una y otra vez, siempre que los catalanes se adelantaban en el marcador los hombre de Cúper les respondían casi acto seguido con un nuevo tanto y de esa manera regalaron al público un vibrante 3-3 que dio a Cúper su segundo título en España.

Cuando Rafa Nadal tuvo ficha en un equipo de regional

enero 30, 2017 Deja un comentario

Nadal ficha futbolistaRafa Nadal ha sido uno de los grandes protagonistas de la actualidad deportiva debido al buen campeonato que ha realizado recientemente en el Abierto de Australia, en el que únicamente otra leyenda del tenis como Roger Federer pudo evitar el balear levantara un título más en su carrera.

Sin embargo, este post no va a versar sobre los éxitos de Nadal con la raqueta sino de su pasado futbolero. Y es que el tenista manacorí ha sido de siempre un gran amante del mundo del fútbol. De hecho, él de pequeño parecía que apuntaba a repetir los pasos de su tío Miguel Ángel, futbolista internacional que jugó en el Barcelona y el Mallorca, para convertirse en futbolista profesional.

Sin embargo, a los once años tuvo que elegir entre el tenis o el fútbol y todos ya sabemos qué fue lo que escogió. Esto no quiere decir que su pasión por el fútbol decreciera, más bien lo contrario. El claro ejemplo de esto último lo pudimos ver en 2011, cuando un equipo de tercera regional le hizo una ficha para competir con ellos.

Se trató del Inter Manacor, un equipo fundado por amigos del propio Nadal y que, sabedores de la pasión por el fútbol del tenista, decidieron utilizar una de las fichas del equipo para inscribirle por si entre torneo y torneo quería liberar estrés en el Inter Manacor. Le reservaron el dorsal número 9, ya que de pequeño Rafa siempre jugó de delantero.

Sin embargo, Nadal nunca llegó a jugar con el Inter Manacor un partido oficial. Una de las razones por las que probablemente el tenista nunca llegó a utilizar la ficha que le hicieron sus amigos para jugar con ellos en regional es que Toni Nadal, tío y entrenador de Rafa, siempre ha considerado que jugar al fútbol no es bueno para un tenista por el desgaste físico.

Aun así, Nadal sigue muy de cerca siempre al Inter Manacor y ha colaborado con ellos en múltiples campañas para ayudar al club a lograr más socios.

nadal-manacor

Cuando el Real Madrid quiso fichar a Kubala

enero 23, 2017 Deja un comentario

KubalaLos que sois asiduos al blog ya sabéis que en ‘La Medialuna’ una de las cosas que más nos gusta hacer es recordar fichajes que pudieron ser pero que finalmente por unas circunstancias u otras no se hicieron. El que nos ocupa en este post es el que pudo llevar a Ladislao Kubala al Real Madrid.

La historia tiene su miga, ya que el húngaro es uno de los grandes mitos del Barça y uno de los futbolistas que empezó a hacer grande al club catalán. Sin embargo, el primer equipo que se fijó en Kubala para ficharle fue el Real Madrid. Para conocer todos los detalles de esta historia hay que trasladarse hasta el año 1950.

Por aquel entonces, Kubala jugaba en el Hungaria, una selección amateur de jugadores que habían huido de sus respectivos países por la situación política que se vivía en ellos. De hecho, el propio Kubala logró escapar de Hungría disfrazado de soldado ruso en un camión militar que le dejó en la montaña para que pudiera cruzar a pie la frontera con Austria.

El delantero jugaba en el Hungaria debido a que, tras fichar por el Pro Patria de Italia, el Vasas de Budapest denunció su fichaje a la FIFA para invalidar dicha contratación y el máximo organismo aceptó su petición. Como el partido comunista italiano prohibió al Hungaria jugar amistosos en Italia, se ofrecieron para jugar algún partido en España.

Uno de esos encuentros fue contra el Real Madrid y ahí la calidad Kubala encandiló a Santiago Bernabéu, que se decidió a hacerle una oferta para que vistiera de blanco. Sin embargo, la operación no fue tan sencilla como pudiera parecer en un principio. Una de las condiciones que puso el delantero para fichar por el club madrileño fue que estos últimos contrataran también a Fernando Daucik, su cuñado y entrenador del Hungaria.

Al Real Madrid no le gustó un pelo esta petición. A ello se añadió que Ricardo Cabot, secretario general de la Federación Española de Fútbol e hincha culé, advirtió al Real Madrid que la FIFA había prohibido el fichaje de jugadores húngaros que hubieran huido de su país. Bernabéu vio demasiadas complicaciones y, por ello, decidió desistir de su fichaje.

Tras jugar con el Real Madrid, el Hungaria viajó a Barcelona a disputar un amistoso con el Espanyol y fue ahí cuando el Barça entró en juego para ficharle. Se da la curiosa circunstancia de que entonces Cabot no lanzó ninguna advertencia a los azulgranas y que el régimen de Franco puso grano de arena para que esta operación se llevara a cabo debido a que para ellos era muy bueno tener a alguien que había escapado de un gobierno comunista.

The New Saints, un equipo para la historia

enero 16, 2017 Deja un comentario

the-new-saintsA lo hora de hablar de equipos que han hecho historia en el mundo del fútbol a casi todos nos vienen a la cabeza casi los mismos equipos: el Barcelona de Guardiola, el Ajax de Cruyff, el Milan de Sacchi o el Real Madrid de Di Stéfano, por poner algunos ejemplos. Sin embargo, pocos se atreverían a nombrar al modesto The New Saints (TNS) galés, una escuadra que acaba de entrar en el Guinness de los récords.

El TNS empató el pasado fin de semana en su liga contra el Newtown (3-3), le marcaron el gol de la igualada en el tiempo añadido, para terminar así con una racha de 27 triunfos consecutivos, todo un hito en la historia del fútbol.

‘Los Santos’ con esta cifra de triunfos seguidos han logrado superar la plusmarca del Ajax de Cruyff, que hasta la fecha tenía el récord de partidos ganados de manera seguida con la marca de 27 victorias que logró en la temporada 1971/1972.

El The New Saints comenzó a edificar su gesta el pasado 19 de julio, fecha en la que perdió su último partido oficial. Cayó por 3-0 contra el Apoel Nicosia en la vuelta de la segunda ronda de la Liga de Campeones, a partir de entonces todo lo que jugó, hasta el ya mencionado empate del pasado sábado, lo ganó: 21 partidos de la Premier League de Gales, 3 de la Copa de la Liga, 2 de la Challenge Cup de Escocia y 1 de Copa.

El equipo dirigido por Craig Harrison lidera con holgura la liga local después de haber sumado 64 puntos en 22 partidos en los que ha hecho 77 goles, lo que supone una media de firmar más de tres goles en cada partido que disputa. Con estas cifras a nadie le extraña que en pleno mes de enero aventaje en 21 puntos al segundo clasificado.

Fundado en 1959 con el nombre de Llansantffraid, el The New Saints comenzó a vivir su mejor momento a partir de 2006. A partir de dicho año fue renombrado con su denominación actual tras haber recibido el nombre de Total Networks Solutions de 1996 a 2006 y ha logrado sumar 18 de los 23 títulos que tiene en sus vitrinas.

Es probable que el TNS no aparezca en muchos periódicos fuera de su Gales natal o que no sea conocido por muchos aficionados al futbol, pero nadie le va a negar que esta temporada se ha ganado por derecho propio una plaza en la historia.